Consejos para guardar la insulina en forma correcta

Insulina

Si bien los fabricantes de insulina recomiendan guardarla en el refrigerador, inyectársela fría puede causar más dolor. Para evitarlo, se sugiere guardar la insulina que se está utilizando a temperatura ambiente, ya que ésta tiene una duración de un mes sin la necesidad de refrigerarla. Mientras que la insulina que no utilizamos (aquella que compramos por adelantado) debe guardarse en el refrigerador.

Más consejos sobre el almacenamiento de la insulina:

  • Mantén alejada tu insulina de fuentes de mucho calor o frío.
  • No guardes la insulina en el congelador, bajo la luz del sol o en la guantera de un auto.
  • Lee la fecha de vencimiento antes de usarla y no utilices insulina que ya se ha vencido.
  • Observa bien la insulina antes de utilizarla, ésta debe tener una apariencia normal.

Si utilizas insulina regular, asegúrate de que no contenga partículas ni un color inusual. En el caso de que uses insulina isofánica (NPH) o lenta, revisa si el frasco presenta cristales, partículas pequeñas o aglomeraciones en su interior; en el caso de que presente alguna de ellas, no la uses. Devuelve el frasco sin abrir a la farmacia para que te lo cambien o reembolsen.

También te recomendamos buscar estuches o contenedores especiales de insulina, ya que muchos tienen la capacidad de mantenerla a una temperatura apropiada y con esto puedes estar más tranquilo, especialmente si viajas o pasas largo periodos fuera de acceso a un refrigerador.

Otros artículos sobre insulina que te van a interesar

¿Dónde inyectar la insulina?

¿Cuáles son los diferentes tipos de insulina?

¿Por qué algunos diabéticos necesitan insulina y otros no?

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *